Hoy me he encontrado con la necesidad de publicar un listado que incluía nombres y apellidos, asociados a otra información, de un grupo de personas en una de las plataformas de gestión interna que usamos en el centro. Lo cierto es que aunque siempre cabe la posibilidad de montar algún mecanismo para hacer llegar este tipo de información de manera dirigida, que ciertamente es lo más recomendable (scripts, informes Data Studio con seguridad a nivel de fila o simplemente complementos como Form Mule, YAMM o Autocrat), en ocasiones resulta simplemente más práctico (o incluso es preceptivo) realizar una publicación abierta, aunque de manera controlada y limitada tanto en el espacio como en el tiempo.

Pero cuanto menos en abierto se publiquen ciertos datos personales, mejor. Por eso, en estos casos es recomendable ofuscar la información para proteger la privacidad de los usuarios y de paso no mear ¿se puede decir mear 😅? fuera del tiesto del RGPD o de las múltiples guías de buenas prácticas publicadas por unos y otros, por ejemplo esta guía sectorial de la AEPD para centros de formación, que ya es suficientemente conocida. Véase a partir de la página 27, donde se habla de estas cosas, aunque siempre, por cierto, con esa ineludible ambigüedad característica de todo lo que huele a protección de datos, claro está. No se vaya a pillar nadie los dedos por decir las cosas bien claritas.

Afortunadamente podemos ofuscar fácilmente listas de nombres y apellidos usando las funciones integradas en las hojas de cálculo de Google, sin scripts ni zarandajas. Y además hacerlo de manera que la información pueda seguir teniendo cierto sentido para las personas "ofuscadas", para entendernos, que podrán "reconocerse" en el listado sin demasiado esfuerzo, si es que es esa nuestra intención (⚠️ cuidado con esto porque es un arma de doble filo, lo comento al final del artículo).

Y como muestra un botón. He preparado así en plan rápido esta plantilla de hoja de cálculo que, partiendo de un rango de celdas que contienen la secuencia «apellido1 apellido2, nombre», genera una serie de cadenas de texto concatenadas en las que se han tomado solo los n caracteres iniciales que deseemos de cada una de las subcadenas que forman el nombre completo. Evidentemente hay muchas otras estrategias para conseguir algo parecido, y seguro que mejores, pero quizás esta nos pueda hacer el apaño.

La primera versión (pestaña Ofuscar v1), simplemente separa y recompone los segmentos de texto (en el ejemplo se usan los 3 caracteres iniciales).

La segunda versión (pestaña Ofuscar v2), un pelín más vistosa, además rellena con * hasta completar la longitud original, ofuscando menos pero molando más.

Estas "demos" vienen acompañadas de un análisis de las fórmulas utilizadas en plan "capas de cebolla" 🧅, desmenuzando de este modo su construcción. Pego aquí un par de capturas, pero probablemente querrás abrir la plantilla para apreciar esto con mayor comodidad.

Ofuscando v1
Ofuscando v1
Ofuscando v2
Ofuscando v2

Advertía más arriba, sin embargo, que esto de la ofuscación puede tener su aquel. ¿Y por qué lo digo? Pues lo digo por esto:

Los datos personales son cualquier información relativa a una persona física viva identificada o identificable. Las distintas informaciones, que recopiladas pueden llevar a la identificación de una determinada persona, también constituyen datos de carácter personal.

Una definición, tremenda, casi paralizante, en estos años locos de pandemias y bigdatas en las que las IAs, esas desvergonzadas, son capaces hasta de inferir cuántas Turias tostadas 🍺 nos bebemos a la semana simplemente sabiendo los pasos que damos o las veces que tocamos la pantalla del móvil.

Pero bueno, que esto pretendía ser solo una aportación mediotécnica relacionada con las hojas de cálculo y esas cosas... En cualquier caso, advertidos quedáis. Ofuscad, pero no a lo loco.

El RGPD mejor lo dejamos para otro día.